La casa de Ellen

Hay noticias que me fascinan y no os voy a engañar, siempre me ha gustado ver las casas de los famosos. En los ’80, había un programa en TV3 que se llamaba La casa dels famosos, que ya despertó mi tierno voyeurismo y envidia malsana por las casas ajenas.

Así que no quería dejar pasar la oportunidad de que todos nos deleitásemos con la casa de Ellen Pompeo, para ver en qué se está dejando la pasta que gana por hacer de sosawoman. No os resistáis a la evidencia; sé que también vosotros sois unos vouyeurs.

Chuchitos felices con el pelo rizadito.

Ojo al mortero encima de la mesita.

Otra perspectiva del mortero.

Dice que las baldosas se las trajo de Francia. A su chacha le encanta fregarlas.

Una familia feliz en su rincón mozárabe.

Scroll To Top