Series Finale

A todo cerdo le llega su san martín y a toda serie su final, ya sea justo, injusto, abrupto o con premeditación y alevosía.

Muchas veces, cuando los guionistas ya saben que les quedan dos telediarios (o varios capítulos) comienzan a precipitarse los acontecimientos e incluso a pasar cosas extrañas. Se respira ese aire de “chicos, esto se acaba”. Las parejas se reconcilian, se prometen o se casan. Hay quien se muda, cambia de trabajo o se muere. Unos suben al avión y otros se bajan del avión. Los misterios se resuelven y las mentiras se destapan.

Alias

Este proceso de finalización puede resultar más o menos creíble dependiendo de las reglas del juego de cada serie o, mejor dicho, de lo mucho o poco que se respeten estas reglas.

Mucho está dando que hablar, por ejemplo, el supuesto final de “Las Chichas Gilmore”, que todos esperamos sea esta temporada acabando así con una agonía que ya dura demasiado. En plena negociación con las actrices por su renovación, o no, parece que ya se prepara el terreno para lo que todos sabemos tiene que ser el final de las Gilmore, el único problema es que parece que lo están preparando con apisonadora.

Gilmore Girls

La sutileza en estos casos es fundamental porque, si bien deseamos que la historia acabe medianamente bien, también es imprescindible que seamos capaces de creérnoslo, en función de las reglas ya establecidas por la serie, básicamente por una cuestión de identificación con los personajes, que será lo que al final desatará nuestras emociones.

Soy consciente, también, de la enorme dificultad de ser sutiles en determinados casos, pero no voy a solidarizarme con los problemas de los guionistas, así que os convoco a despotricar de los peores finales televisivos de vuestra vida, o a alabar los mejores, claro.

Para que os inspiréis, os dejo con las promos de los últimos capítulos de algunas series, vaya, al azar: Friends, Perfect Strangers, Alias, Dawson’s Creek, Buffy the Vampire Slayer y Beverly Hills 90210.

Scroll To Top