Blossom, una chica a una nariz pegada

Yo era fan deBlossom”, una serie que me impresionó y que me hizo cambiar mi perspectiva infantil sobre algunas cosas. De entrada, Blossom Russo era una niña fea, pero muy buena y lista, eso sí. El hermano mayor (Michael Stoyanov) era un yonki rehabilitado con cara de besugo. El mediano (Joey Lawrence) era el típico tonto guapo (inaugurando la lista de guapos lerdos llamados Joey). La madre les había abandonado y les criaba el padre soltero (Ted Wass), un pianista de bar muy conquistador. Todo esto me inquietó y nunca fui la misma.

A mí me fascinaba, no porque la serie fuese buena, porque de hecho era un truño moralizante, si no por lo rompedor de algunos conceptos: los Russo, una familia desestructurada. El yonki, el tonto y la fea. Blossom siendo asesorada por famosos que se le aparecían en su imaginación. Lo triste, porque es muy triste, es que Blossom era la más lista y centrada de toda la troupe.

Ah, lo mejor de la serie es algo que quizá no recordéis si no sois tan raritos como yo: “Blossom” fue una de las primeras apariciones televisivas de un jovenzuelo David Schwimmer interpretando el papel del macarra alelado Sonny Catalano. Que manía con apellidar a los macarras Catalano.

Blossom

Blossom era una como un palillo, alta, delgada y con una nariz de gancho que, a día de hoy aún alucino como triunfó en televisión. Y es que encima tenía un nombre tope chungo de pronunciar: ¿quién se llama Mayim Bialik? En los ochenta todo era posible: las mallas, la licra, Fedra Lorente… Bueno, para ser buena, y porque Blossom me caía bien, diré que Mayim es judía (su nariz la delata) y su nombre significa “agua” en hebreo.

Mayim empezó su carrera con 11 años apareciendo en series míticas como “McGyver”, “Empty Nest”, “Murphy Brown” o “Dougie Howser M.D.”, hasta que dio el salto a “Blossom” (1991-1995). A esas alturas fue aceptada en todas las mayors y rechazó a Harvard y a Yale, para quedarse en UCLA junto a su familia. Allí, ojo al dato se ha doctorado, ni más ni menos que en Neuroscience (y en estudios judaicos, eso que no falte). Sigue haciendo apariciones especiales (“Curb your enthusiasm”, “Fat Actress”) pero básicamente se dedica a sus labores y a su hijo de un año. ¡Qué Blossom tiene hijos, nenes!

Junto a la leyenda urbana de que Steve Urkel (Jaleel White) había muerto y que me jodió unas navidades de mi infancia, se dijo que Mayim Bialik había muerto de un coma etílico en 1997. El que se inventa estos rumores es un hijo de puta desalmado. Que yo me lo creía todo, joder. Lo que si que es verdad es que, mientras rodaba la serie, en plena adolescencia y furor uterino, estaba perdidamente enamorada de Michael Stoyanov (el hermano mayor conductor de ambulancias, ex borracho). Ay, pobreta meva, que incestuosa.

p.s. Ah, y para los que la echéis de menos, no he dicho nada de Six, la petarda amiga de Blossom, porque me caía muy mal.

  • Yomismo

    La belleza no es algo subjetivo cuando se trata de “Blossom”. Es fea y punto xD

Scroll To Top