En el nombre de Yahvé (xiu, xiu)

Ya me perdonaréis, pero esta semana me ha dejado agotada y mi cerebro está acabado. Si meto los detos en el enchufe y me da un chispazo, ahora mismo fijo que veo a la virgen y me pasa lo que a él.
No tiene precio y, tenéis que reconocer, que es parte de nuestra cultura más tocafondista. Gracias al cielo, hay gente como él.

Scroll To Top